IMG_0074.JPG

El 26 de setiembre de este año se realizó en el Estadio Mario Alberto Kempes de la ciudad de Córdoba un simulacro con motivo de conmemorarse el Día del Emergencista. Esta fecha se eligió en memoria del doctor Gustavo Botta y la licenciada Ada Camozzi fallecidos trágicamente en la explosión de una ambulancia del servicio de Emergencias Médicas médica municipal 107 en 2006.

La Dirección de Emergencias Municipal 107 desarrolló la Primera Jornada de Actuación Conjunta en Emergencias Complejas” entre las 9:00 y las 1200 horas.

En el simulacro participaron voluntarios de la Fundación F S 3, así como también de la Fundación REEDA, Fundación K 9, Escuela de paramédicos RET, Fundación GEER, Cruz Roja Argentina, Defensa Civil Provincial, Defensa Civil Municipal y Policía de tránsito municipal. También asistieron servicios públicos y privados de salud como así también autoridades municipales y provinciales. Además intervinieron miembros de la Policía de la provincia de Córdoba con sus dependencias especiales como grupo GES, ETER, Bomberos y Brigada de Explosivos, entre otras. En el ejercicio estuvieron presentes alumnos y docentes de la Especialidad en Pre-Hospitalaria y Rescates del Consejo de Médicos de la Provincia de Córdoba.

 

La jornada consistió en un ejercicio multidisciplinario donde se trabajó la hipótesis de un atentado terrorista, en la que un elemento hostil logra introducir un arma de fuego y hace disparos sobre espectadores en una de las tribunas del estadio.

El ejercicio tuvo por objetivo probar desde la Dirección de Emergencias Médicas Municipal 107 y la Agencia Córdoba Deportes los planes de contingencia actuales existentes en el estadio Mario Alberto Kempes en relación a los incidentes con víctimas múltiples en eventos con asistencia masiva.

 

Previamente se capacitó a 400 empleados del estadio Kempes y los principales Clubes de la ciudad de Córdoba en primeros auxilios, comando de incidente y evacuación. La capacitación incluyó a brigadistas de distintas Organizaciones No Gubernamentales (ONGs) a través de la Dirección Provincial de Aeronáutica y abordó temas como pacientes helitransportados, precauciones ante el abordaje de helicópteros y señalética. Roxana Pedernera de la Dirección de Capacitación y Docencia del servicio de emergencias municipal 107, destacó la importancia de brindar capacitación a todo el personal del estadio Mario Alberto Kempes. “Es fundamental que todos estén capacitados en primeros auxilios, más aún considerando la masividad de este espacio público y la cantidad de espectáculos que se realizan en este predio”, señaló.

El doctor Gabriel Acevedo, director de salud de la Municipalidad de Córdoba resaltó la importancia de realizar este tipo de simulacros, considerando los crecientes índices de violencia social existentes en la ciudad de Córdoba y también los efectos del cambio climático a nivel global y local. “Estas nuevas complejidades con la que convivimos todos los días nos obligan a estar mejor preparados y por eso es fundamental el trabajo coordinado a nivel inter institucional entre las organizaciones públicas y privadas para tener una mayor capacidad de respuesta ante este tipo de situaciones”, propuso Acevedo.

A su turno el presidente de la Agencia Córdoba Deportes, Oscar Derticia, agregó que es clave mejorar la preparación en emergencias a través de la realización de simulacros periódicos. “Es un honor compartir experiencias de aprendizaje con personal capacitado y aunque sabemos que tenemos que estar preparados para este tipo de situaciones, ojalá nunca pase”, aclaró.  Por último consideró: “es clave disponer de un plan de contingencia acorde a los parámetros de seguridad a nivel mundial”, propuso.

 

El escenario.

 

La hipótesis de trabajo con la que se desarrolló el simulacro fue la de un atentado terrorista en la que un supuesto atacante logra introducir un arma y abre fuego sobre los ocupantes del palco blanco de la tribuna Ardiles. En el ejercicio intervino personal del ETER para neutralizar la amenaza, las víctimas fueron atendidas por brigadistas y servicios de atención en emergencias médicas.

En el simulacro participaron 200 expectadores entre los cuales se contabilizaron 20 víctimas, intervinieron entre 50 y 70 rescatistas y se contó con tres móviles del servicio municipal 107. Además se realizó un dispositivo previo de contingencia en salud y se dispuso un móvil para realizar el Triage a las víctimas múltiples, se contó con  una autobomba, un helicóptero y una unidad de rescates. Un Unisam dispuesta en el Area Verde para asistir a pacientes, una autobomba, un helicóptero y una unidad de rescates de Bomberos.

En la Zona Roja se ubicaron efectivos de la Policía, Bomberos y GEES quienes realizaron el primer Triage; en la Zona Amarilla, se apostaron los rescatistas y brigadistas para realizar el traslado de las víctimas y en la Zona Verde, se dispuso al personal sanitario para asistir a las personas afectadas.

 

Aprendizajes y desafíos.

 

Consultado sobre la importancia de realizar simulacros en forma periódica el doctor Gabriel Acevedo, director de salud de la municipalidad de Córdoba, señaló que este tipo de prácticas son claves para ajustar la respuesta de los servicios de emergencia públicos y privados y las organizaciones de la sociedad civil, ante este tipo de eventos en espacios masivos. Así también destacó la necesidad de lograr la comunicación inter institucional e intra institucional para agilizar los tiempos de respuesta. “Es fundamental coordinar el trabajo de una veintena de organizaciones, porque todos tienen que conocer los protocolos de emergencia, saber cuál es su rol y trabajar en equipo en forma coordinada”, recalcó.

Luis Acosta, especialista en explosivos y uno de los docentes que desarrolló contenidos en la capacitación al personal de salud y voluntarios para la realización del simulacro, consideró la importancia de que los miembros del equipo de salud, rescatistas y voluntarios comprendan  que una zona considerada segura “puede dejar de serlo en cinco minutos”. También señaló que es clave que los equipos de salud sepan trabajar en escenarios hostiles, que estén entrenados y que conozcan el potencial real de cada uno de los componentes del equipo. ¿“Quién puede hacer qué? ¿qué puede hacer que? son las preguntas fundamentales”, sostuvo. Además el especialista insistió sobre la necesidad de planificar planes de contingencia internos que sean conocidos por todos los participantes en forma acabada. “Hay que conocer la función específica y la del resto de los intervinientes involucrados en la tarea”, señaló Acosta. Roxana Pedernera, directora de  Capacitación y Docencia del servicio de emergencias municipal 107, adelantó a este medio que además de haber capacitado al personal del Estadio Kempes y de los principales clubes de la ciudad de Córdoba, se está planificando emitir  n las pantallas existentes en el Estadio Kempes  spots educativos con medidas de prevención y vías de evacuación para los asistentes a los espectáculos. Los mismos serían emitidos antes de comenzar los partidos de fútbol y los recitales musicales.

Leave a comment